DualSense Edge, ¿vale la pena el mando Pro de PlayStation 5?

El DualSense Edge es el primer mando Pro que hace SONY. Se trata de un accesorio «de lujo», que mejora todo (o prácticamente todo, como veremos más adelante) del mando original de la PlayStation 5, el DualSense. Mantiene la estética y funciones del DualSense, por lo que si ya os gustaba el mando original, este lo hará aún más. Por encima de eso, añade un montón de novedades y ventajas que se notan a la hora de jugar, especialmente en juegos competitivos.

Si usáis mucho la PlayStation 5 el DualSense Edge se trata de una muy buena compra, ya que mejora mucho la experiencia de juego y la durabilidad del mando original al añadir la opción de cambiar los sticks. Además, podéis utilizar los caps de los sticks que queráis: convexos (mejores para «empujar», por ejemplo caminar hacia delante) y concavos (mejores para «estirar», por ejemplo para apuntar). Sin embargo, el precio es bastante elevado y puede echar atrás a mucha gente. ¿Merece la pena comprar el DualSense Edge?

Mando DualSense Edge para PlayStation 5

DualSense Edge para PlayStation 5

Puntuación: 4.5 de 5.

Este mando mantiene todo lo que hace genial al original: gatillos adaptativos, feedback háptico, el panel táctil y el mismo diseño, que es muy cómodo y ergonómico. Además, cuenta con una serie de botones de función que son muy útiles para acciones como ajustar el volumen de tus cascos o chat de voz, y también para intercambiar entre distintos perfiles.

El mando viene también con dos botones traseros customizables, y hay dos opciones distintas para que los jugadores puedan experimentar tranquilos. El DualSense Edge también permite personalizar los mapeos de los botones de manera sencilla. Se puede ajustar la sensibilidad de los gatillos y sticks, y SONY deja muy claro que hace cada ajuste para que los usuarios puedan trastear y probar de manera sencilla.

Además, los sticks se pueden reemplazar. Cada reemplazo cuesta unos 25€, pero es mucho mejor que tener que comprar un nuevo mando porque los sticks dejan de funcionar correctamente. Esto mejora mucho la durabilidad del DualSense Edge, y hace que sea un mando excelente durante un largo periodo de tiempo. El mando viene en una funda premium muy cuidada, que viene con todos los accesorios necesarios y un QR que podéis escanear para ver una guía online.

El mando es inalámbrico, pero también se puede conectar con cable. Está pensado para satisfacer a los jugadores más competitivos, y jugar con cable reduce el input lag y mejora ligeramente el tiempo de respuesta. El DualSense Edge viene con un cable de calidad que funciona perfecto, lo suficientemente largo y con un mecanismo que impide que arranques el cable sin querer de la consola. Sin embargo, no todo es positivo. La batería es peor que la del DualSense, y dura alrededor de unas 6 horas y media. Además, el precio es muy elevado, y con lo que cuesta la consola es un producto de lujo que no muchos se podrán permitir.

Puedes encontrar este producto en Amazon.

Compatibilidad del DualSense Edge

El DualSense Edge es compatible con el resto de accesorios de PlayStation 5 como era de esperar. Entre ellos se encuentran los auriculares Pulse 3D y la estación de carga oficial para el DualSense, además de los joy-sticks intercambiables.

Estación de carga de PlayStation 5.

Estación de carga OIVO para PS5.

Las estaciones de carga son un accesorio que siempre hacen más cómodo jugar a la consola. No es necesario tener una, pero los que hayáis tenido una sabréis lo cómodo que es. El precio no es demasiado elevado, pero teniendo en cuenta lo caro que es hacerse con la consola solo lo recomendaría para aquellos que utilicen mucho la consola.

Cualquiera de las dos opciones es buena, tanto si prefieres la estación oficial de PlayStation que, pese a ser un poco más cara, al fin y al cabo es la oficial. Otra opción es la estación de carga OIVO, que pese a no ser oficial es muy buena y mantiene la estética de PS5.

Stick Module para Dualsense Edge

La posibilidad de intercambiar los sticks del DualSense Edge se trata de uno de los puntos fuertes del mando, aunque también es algo caro. Es muy sencillo y mejora considerablemente la experiencia de juego, especialmente cuando ya lleváis utilizando el mando durante un tiempo y se van desgastando los joy-sticks que aunque tiene un precio añadido nada menospreciable al fin y al cabo es mejor que tener que comprar un nuevo mando.

Puedes encontrar este producto en Amazon.

Conclusiones

El DualSense Edge es un buen primer intento de SONY de hacer un mando Pro, y ha dado buenos resultados. Merece la pena si utilizáis mucho la PlayStation 5 y queréis sacar todo el partido de la consola, además de que ayuda a tener algo de ventaja en juegos competitivos gracias a sus botones extra y gatillos ajustables. Además, los gatillos intercambiables aseguran una larga durabilidad del mando. Sin embargo, el precio y la poca duración de la batería hacen que no sea un mando excelente.

Aunque se pueda utilizar en PC, no es recomendable que lo compréis si no tenéis una PlayStation 5, ya que no estaréis aprovechando el mando en todo su esplendor. Si lo que queréis es un mando de alta gama para poder jugar en vuestro ordenador, el Xbox Elite Series 2 es el mejor mando inalámbrico para PC, además de ser el equivalente al DualSense Edge para la Xbox Series X y S.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.