Razer Wolverine V2 Pro, ¿vale la pena comprarlo?

El Razer Wolverine V2 Pro es un mando pro diseñado para PlayStation 5 con el objetivo de dar una ventaja competitiva en torneos y juegos multijugador. Aunque es una de las opciones más caras, está lleno de características que lo convierten en el mejor mando pro para la consola (y uno de los mejores para PC). A pesar de ser un mando para PS5, su diseño se parece más a los de un mando de Xbox o de Nintendo Switch.

La característica principal de este mando es que es inalámbrico, aunque también se puede conectar y jugar de manera alámbrica. El modo inalámbrico de 2.4 GHz funciona tanto en PS5 como en PC mediante el adaptar USB-A. El mando es muy flexible y es muy fácil cambiar entre modos y dispositivos: simplemente con las palanquitas detrás del mando se puede cambiar de la PS5 a tu PC de manera sencilla.

Razer Wolverine V2 Pro para PS5 y PC

Razer Wolverine V2 Pro para PS5 y PC

Puedes encontrar este producto en Amazon

Los botones de acción del mando son muy similares al click de un ratón, con una sensación táctil satisfactoria que da un feedback excelente. Además, tienen una distancia de acción muy corta, cosa que permite realizar inputs mucho más rápido. La distancia de acción es de 0.65 mm, un 35% más corta que la de los botones de membrana cualquiera. El Dpad de 8 direcciones también es de una calidad excelente y cuenta con un feedback excepcional para saber inmediatamente cuándo has pulsado el botón.

Los gatillos analógicos del Razer Wolverine V2 Pro implementan la tecnología de Razer HyperTrigger, que permite bloquearlos para pulsarlos rápidamente o desbloquear todo su rango de movimiento. El mando te da un control absoluto sobre los gatillos analógicos, podiendo bloquear uno y dejar el otro desbloqueado, por ejemplo. El feedback y calidad de los gatillos no se queda detrás, dando la sensación de un click de mouse. También cuenta con dos joysticks intercambiables (uno con la cabeza cóncava y otro con una cabeza convexa, ideales para distintos estilos de juego).

El control de los joysticks es suave y preciso en los 360 grados. Tenemos también 6 botones personalizables, cuatro en la espalda y dos arriba. Los botones no molestan cuando no se necesitan, pero están colocados de tal manera que se hace difícil pulsarlos todos al mismo tiempo. No tiene vibración, cosa que tiene sentido para un mando Pro pero se echa en falta para jugadores más casuales. Además, los gatillos adaptativos son exclusivos del DualSense y DualSense Edge, y no los encontraréis en este mando.

Sin embargo, el mando cuenta con touchpad, micrófono y botones de opciones y compartir, además de un jack para auriculares. La bateria tiene una duración excelente, de unas 28 horas, incluso con sus efectos de iluminación RGB personalizables llega a unas 10 horas.

Conclusiones

Su personalización es extremadamente sencilla mediante una aplicación para teléfono. Su calidad es excepcional y ofrece una experiencia excelente. Sin embargo, su precio es bastante elevado, y comparándolo con el DualSense Edge no trae ninguna funda para llevar los cables y joysticks adicinoales. Quitando eso, es un mando excelente tanto para PC como para PlayStation 5, y el feedback, rapidez y calidad de sus botones, gatillos y Dpad son increíbles.

Si queréis considerar otras opciones, os recomendamos echar un vistazo a nuestro artículo con los mejores mandos para PC, donde encontraréis productos similares y otros mucho más baratos para jugadores más casuales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.