¿Vale la pena comprar una GPU RTX 3060 en 2024?

La GPU RTX 3060 es una de las mejores tarjetas gráficas del mercado para gaming. Resulta bastante gracioso que, debido al momento en el que salió, Nvidia haya tenido que «nerfear» el hashrate de la GPU para que los criptobros no la comprasen y así los gamers pudieran comprarla a buen precio (o simplemente comprarla). Parecería que entre eso y con el tiempo estarían algo mejor de precio, pero no es el caso. En todo caso, desde su lanzamiento han ido saliendo distintas versiones (sin contar la Ti), con más o menos ventiladores y más y menos VRAM que, consecuentemente, tienen distintos precios.

La RTX 3060 está pensada específicamente para mejorar a la GTX 1060. Rinde mucho mejor que una RTX 2060, pero si ya tenéis una no vale la pena saltar a la 3060 por el precio (que está entre 300 y 350€), es mejor ahorrar más e ir a por una GPU mejor. De todos modos, el precio de una RTX 2060 es bastante parecido al de una RTX 3060. También hay que comparar con la RTX 3060 Ti, cuyo precio puede variar entre 350€ y 370€. Ahora bien, en cuanto a relación calidad precio es mejor la 3060 Ti, y si os podéis permitir comprar la 3060 Ti, es recomendable antes que la 3060, especialmente por el salto de precio.

Adicionalmente, hay que tener en cuenta a la RTX 4060, de la que podéis conocer todos los detalles en nuestro artículo sobre ella.

¿Qué ofrece una GPU RTX 3060?

La GPU RTX 3060 es la mejor tarjeta gráfica del mercado para gaming a 1080p. Además, cuenta con un rendimiento en RTX excelente, comparable al de una RTX 2070 Super o superior. Con un buen procesador (no hace falta uno de gama alta) como el Ryzen 5 5600X es más que suficiente para ejecutar la inmensa mayoría de juegos a 1080p a más de 60fps con RTX on y configuración gráfica en ultra. En juegos de eSports como FPS puede llegar perfectamente a superar los 240fps, por lo que también es ideal para usuarios más competitivos.

Para jugar a 2K o 4K empieza a ser algo peor (ahí es donde entran tarjetas gráficas como la RTX 2070). La mayoría de modelos incluye 12GB de VRAM, cosa que infla un poco el precio pero la hace excelente para juegos más exigentes. De hecho, es muy recomendable evitar los modelos de 8 GB, ya que la diferencia de rendimiento se nota muchísimo, especialmente en los triples A más modernos. Para jugar a 1080p (a los fps que sea) es la mejor opción, y su único punto negativo es el precio, que si no está en oferta puede ser demasiado inflado.

¿Qué GPU RTX 3060 debería comprar?

Hay varios modelos distintos que podéis comprar. Algunos tienen 8GB y otros 12GB de VRAM. Os vamos a dejar dos opciones muy buenas en este artículo. En primer lugar la MSI GeForce RTX 3060 Ventus, con 12GB de VRAM y dos ventiladores, que es la más barata de las dos y tiene una resolución máxima de 1080p. En segundo lugar la Gigabyte GeForce RTX 3060 OC 12 GB V2, que también cuenta con 12GB de VRAM, que viene con 3 ventiladores. No tiene ningún problema de refrigeración, y su resolución máxima es 4K.

La primera es excelente para un setup algo más «low-cost», sin querer gastar demasiado y sabiendo que sólo se utilizará para jugar a 1080p. Si queréis trastear con resoluciones de 2K y 4K, la segunda opción también es muy buena, además de que con sus tres ventiladores jamás os dará problemas de refrigeración. Pese a los ventiladores, es bastante silenciosa y tiene un rendimiento excelente.

MSI GeForce RTX 3060 Ventus 2X 12G OC

MSI GeForce RTX 3060

Puedes encontrar este producto en Amazon

Gigabyte GeForce RTX 3060 OC 12 GB V2

Puedes encontrar este producto en Amazon

Conclusiones

La GPU RTX 3060 es la mejor tarjeta gráfica posible para jugar a 1080p, tanto juegos triple A a 60fps con RTX on y configuración gráfica en ultra como para jugar a juegos de eSports con menor calidad gráfica pero a 144fps o 240fps. Para jugar a 2K rinde decentemente, y a 4K empieza a flaquear. El único punto negativo es el precio, pero si la encontráis de oferta es una gran mejora para cualquier setup.

Siendo sinceros, en ningún caso recomendaríamos comprar una GPU RTX 3060 mientras quede stock de la RTX 3060 Ti. La diferencia de rendimiento entre ambas gráficas es muy considerable, y la diferencia de precio es realmente pequeña (de 20 o 30€). Aunque sea una gráfica buena, tendría que bajar a unos 280€ para que fuera rentable, o dejar de existir el stock de la 3060 Ti. Otra alternativa que podéis encontrar en tiendas de segunda mano o reacondicionada a muy buen precio y no os va a decepcionar es la GTX 1080.

La tarjeta gráfica siempre tiene que ser la base sobre la que construir un PC. Si queréis buscar otros accesorios con los que acompañar vuestra GPU, podéis echar un vistazo a nuestro artículo sobre los mejores procesadores para PC, y en cuanto a la memoria RAM podéis leer nuestro artículo sobre la Corsair Vengeance RGB Pro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.